domingo, 6 de enero de 2013

El árbol rojo de Shaun Tan


Un día como hoy este libro me trae muy gratos recuerdos, pues fue hace años, un día como hoy, cuando lo vi por primera vez.

Guardo con mucho cariño este álbum porque además de ser una obra de arte muy valiosa para mí, hace unos cuantos años fue el regalo de una buena amiga, de una persona a la cual tengo mucho cariño y respeto, una persona que regalándome este álbum me dio un suspiro, me dio una esperanza.

Es un libro que veo a menudo. Es un libro un poco tremendista, pero realista. Es un libro con el que nos sentiremos identificados en multitud de ocasiones. Es un libro que nos ayuda a imaginarnos que algo bueno puede pasar, que hay que dejar que la mente fluya. No debemos permitir que todo lo malo que nos acecha física y mentalmente nos oscurezca la vida. Tenemos que luchar todos por tener esa luminosidad, ese colorido, esa vida.


SHAUN TAN



Nació en Fremantle Australia en el año 1974 pero creció en un barrio residencial al norte de Perth. Licenciado en Literatura Inglesa y en Bellas Artes con matrícula de honor ex aequo. Empezó a ilustrar historias de ciencia-ficción y terror durante su adolescencia para la revista australiana Aurealis. Desde el año 1996 ha escrito y publicado libros ilustrados para niños y adultos conocidos en todo el mundo. Sus libros se han traducido al francés, alemán, chino, coreano y español. Actualmente trabaja en Melbourne como artista y autor freelance, dentro de esos trabajos que realiza lo encontramos como diseñador de escenografías y también cooperando en películas como Wall-e, Horton,…

Quizás lo más común en todos sus libros ilustrados es la temática, y es que suelen ser temas sociales, políticos, históricos a través de un imaginario onírico totalmente surrealista.

Diferentes definiciones de Shaun Tan:

Según la Fundación Astrid Lindgren es “un magistral narrador visual, que señala la vía a nuevas posibilidades para los libros ilustrados”.

Según el Club Kiriko “Shaun Tan es un pintor de emociones, sus atmósferas inquietantes, sus máquinas absurdas y sus objetos simbólicos nos conducen a convertir lo que sentimos en grandes cuadros que van más allá del lenguaje".

Su obra es bastante extensa, y cada cual más sorprendente.

El primero, “THE VIEWER”, “EL VISOR”, en el que Shaun es únicamente ilustrador, con el guión escrito por GARY CREW, ganó el Premio Crichton en 1995. Se trata de un cuento fantástico absolutamente todo ilustrado.

“THE RABBITS”, “LOS CONEJOS”, en este cuento fantástico Shaun también se dedicó exclusivamente a la totalidad de las ilustraciones. Su guión está escrito por JOHN MARSDEN. Fue el Libro Ilustrado del Año CBCA en 1999.

En “MEMORIAL” Shaun Tan también se encargó en exclusividad a las ilustraciones, y su guión está escrito por GARY CREW, que ya le había ayudado en “El visor”. “Memorial” fue el Libro de Honor CBCA en el año 2000, además ganó el Premio de Diseño del APA por el mejor diseño de libro infantil.

En 2001 se lanzó con un cortometraje con el libro “LA COSA PERDIDA”, ilustrado y escrito por SHAUN TAN, recibió el Premio Aurealis Convenor y el mismo año recibió también la Mención de Honor en la Feria del libro infantil y juvenil de Bolonia. Cabe destacar además que con este cortometraje Shaun recibió una estatuilla, sí, un Oscar en el año 2011. Además en el mismo año resultó ganador en la novena edición del Astrid Lindgren Memorial Award (ALMA), premio en honor a la creadora de Pippi Calzaslargas (para quien no la conozca).

En “CUENTOS DE LA PERIFERIA” nos encontramos con quince relatos fantásticos ilustrados y escritos por Shaun Tan. Publicado en nuestro país en el año 2008.

Quizás os suene mucho su novela gráfica silenciosa “EMIGRANTES”, publicada en el 2006. En la que Tan también es ilustrador y autor. Una novela Grandiosa (así en mayúsculas), con la que Shaun Tan fue galardonado en el Festival de Angulema con el Premio al Mejor Álbum del Año.

Además de poder disfrutar de esta impresionante novela gráfica también podemos disfrutar del esbozo sobre el proceso de creación, llamado “Esbozos de una tierra sin nombre”, y a través del cual entenderemos más la obra de “Emigrantes”.

EL ÁRBOL ROJO es el quinto libro del ilustrador SHAUN TAN del que también es autor. Justamente es el elegido de hoy porque estamos empezando el año, y … bueno ya os daréis cuenta de porqué elegí éste.

Además también podemos disfrutar de algunos de sus esbozos, además del que ya os comenté de “Emigrantes”. Pues en “EL REY PÁJARO Y OTROS ESBOZOS”, del año 2001 encontramos diferentes trabajillos de Tan, numerosas ilustraciones preliminares y esbozos variados. Muchos de esos esbozos los veremos a posteriori en alguno de sus álbumes editados.

Podéis conocer mejor a Shaun Tan en su web, de la página de la Editora Barbara Fiore: http://www.shauntan.es/ . Ahí conoceréis mejor su obra, podréis ver algunas ilustraciones, ver no, disfrutar.

Todos los álbumes de los que os hablé están editados por Barbara Fiore Editora, y es que esta editora no se la juega nunca y es muy cuidadosa al elegir a sus artistas, y además nunca falla. Todos sus trabajos son muy cuidadosos, con detalle, todos son auténticas obras de arte.





EL ÁRBOL ROJO




Al finalizar la opinión os daréis cuenta de por qué elegí este álbum para empezar este nuevo año. Pero antes de que os deis cuenta quiero que sepáis que ahora mismo me encuentro ante una Auténtica Obra de Arte. Un álbum que no debería faltar en ningún hogar en ninguna parte del mundo. Un álbum para disfrutar, para pensar, para valorar, para despertar, para sentir, para imaginar.

Pensad que no estamos ante una novela, no estamos ante una obra narrativa. Estamos prácticamente ante un brainstorming. Estamos ante una descripción de sensaciones lo cual hacen que el texto sea poco lineal. Pero es esa falta de linealidad la que le confiera más sentimientos y que sea una obra más poética. Son las ilustraciones las que nos lo dicen todo, las que nos hacen sentir, son en ellas en las que nos tenemos que sumergir.

Premios



EL ÁRBOL ROJO ha ganado entre otros los siguientes galardones:

- 2002 Patricia Wrightson Prize in the NSW Premier´s Book Awards.

- 2002 CBC Picture Book of the Year Honour Book Award.

- 2002 Short-listed for de WA Premier´s Book Awards.

- 2002 Spectrum Silver Award (US).

- 2003 Prix Octogones del Centre International d´Etudes en Litterature de Jeunesse.

Diría que también es un premio la adaptación teatral como producción teatral infantil llevada a cabo para el Festival Out of the Box de Brisbane, inaugurada en el año 2004 en el Queensland Performing Arts Centre.


A veces el día empieza vacío de esperanzas


A veces el día empieza vacío de esperanzas, una joven se despierta y en su cuarto caen hojas ennegrecidas que amenazan con aplastarla. El autor nos describe el día de la joven, retratando un mundo de sueños en el que lo fantástico se transforma en realidad, un viaje desde la desesperación a la esperanza.

Comenzamos el álbum con un tono gris aguado, pero en ese fondo hay una hoja.

Enseguida conoceremos a la protagonista, o no, porque podemos ser nosotros mismos, pues de ella no sabemos absolutamente nada, ni su edad, ni su nombre, ni de donde es, ni nada.

Pero sí sabremos otras cosas, sabremos que esta pequeña se despierta un día en su cama, se despierta en un día vacío de esperanzas. Pero en su habitación hay hojas, incluso hay hojas sobre su cama.

Las cosas van a peor y las hojas se apoderan de su habitación. Son hojas prácticamente podridas.

La oscuridad te supera, te ensombrece obligándote a ir cabizbajo, a modo de pez la oscuridad no te permite ver la felicidad.

Además “nadie entiende nada”, te sientes incomprendida, sola, metida en tu mundo, en tu botella de cristal a través de la que puedes observar, pero a ti nadie te observa, estás sola, completamente sola.
El mundo sigue sin escuchar a sus habitantes, es como un reloj, como cualquier máquina que sigue su trabajo, a la que nada importa lo que ocurre a su alrededor.

Todo ocurre sin ninguna razón, todo el mundo hace cosas pero ¿por qué? Todo es un caos sin pies ni cabeza.



Así que buscas, buscas algo que te dé aliento. Esperas, y esperas, y esperas, y esperas… pero nada ocurre. Todo sigue igual.

Pero entonces llega lo que no esperabas, todo tu mundo se te cae encima, te sientes dentro de un pozo sin fondo, hundiéndote en un mar de naufragios.

Es cierto que hay cosas maravillosas, pero a ti ni te rozan, todas pasan de largo.

Todo lo malo que puede ocurrir te ocurre. No tienes salida, es inevitable.

No sabes qué hacer, dudas si está en tu mano, o no. No eres capaz de centrarte, de plantarle cara a todo.

Tampoco sabes exactamente que eres, dudas hasta de tu existencia, de tu situación. Dudas absolutamente de todo.

Un día más pasará, igual que empezó: “vacío de esperanzas”.

Pero siempre hay algo delante de ti que te devuelve esa esperanza perdida.

Siempre hay algo rebosante de color y vida esperándote. Tal y como lo imaginabas.

Ese árbol rojo en el medio de tu dormitorio. En tu corazón, en tu cabeza. Siempre hay un árbol rojo.

Si bien es cierto que las ilustraciones están acompañadas de pequeñas frases también os digo que no son necesarias, pues las ilustraciones te hacen sentir a la perfección lo que Tan nos dice con su texto.
Las frases son cortas, pero una ilustración puedes estar viéndola y viéndola durante minutos e ir sintiendo con ella multitud de sentimientos, y si volvemos a leer la frase nos damos cuenta a la perfección del conocimiento de Shaun Tan para expresar sentimientos con el bello arte de la Ilustración.

No es necesario sobrecargar las páginas para transmitir. Sabe hacer con colores, formas, técnicas, aflorar nuestros sentimientos.


IMPRESIONES


Porque aunque a veces creemos que estamos ahí, en el pozo, en nuestro fuero más interno imaginamos esa luz, esa esperanza, ese árbol rojo.

Al igual que la protagonista empieza un día nosotros también empezamos algo, empezamos un año, estrenamos este tan temido 2013. Nos dicen que será peor que el que ya dejamos atrás. Algunos dicen que es imposible, otros que nos espera algo horrible, otros se dejan llevar. La cuestión es que siempre que se empieza algo se empieza con respeto.



Empieza 2013, un año al que llegamos bastante miedo. Llegamos peor de lo que nos podíamos imaginar, con muchos de nuestros Derechos pisados, con otros muchos que nos pisarán. Con multitud de problemas. Con una crisis de la que no nos va a ser absolutamente nada fácil salir, ese pez que nos da esa sombra, que no nos deja ver la luz, que no nos deja salir de la crisis. Pero hay muchos que o no se dan cuenta o no se quieren dar. El mundo sigue, y nosotros estamos ahí, en la sombra. No nos quieren oir. Estamos solos, metidos en una botella de cristal. Todo es un caos porque nada funciona bien, nos recortan por todas las esquinas y aunque el mundo sigue nosotros no podemos estar a su altura, no podemos seguir su ritmo, no nos dejan. Seguimos esperando que nos den la solución, que hagan algo, mirando al cielo, o al suelo, garabateando, pero seguimos esperando. Pero seguimos igual. Cada vez más dentro del pozo, cada vez peor, cada vez las cifras del paro son más alarmantes, cada vez el índice de pobreza va a más, cada vez es más la gente que se ve sin casa, sin trabajo y sin apoyo, gente que toda su vida estuvo pagando sus impuestos religiosamente (o ateamente). Y vemos como sí hay dinero para otras cosas, otras cosas que no nos tocan pero que pasean delante de nuestras narices y nos hacen sentir más pequeños. Nos vemos salpicados de esta mierda (perdón por la palabra) por todas las esquinas. ¿Está en nuestra mano? Uno solo es difícil que se aclare, que consiga algo. Da la impresión que estamos por estar, que somos un mero número en nuestro DNI, que no valemos para nada, que da igual donde estemos porque no nos van a tener en cuenta.

Pero, os aseguro, que aunque llegado el momento de volver a casa sigamos igual. Sigamos tan salpicados, tan asqueados, tan hasta las narices de todo. Con tantas dudas. En esa horrible oscuridad.

NOSOTROS TAMBIÉN TENDREMOS NUESTRO ÁRBOL ROJO.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada